Oliver Menéndez representa la quinta generación de una conocida familia de ganaderos de Valdés: Casa Pacho. Él nunca planeó seguir la tradición. De hecho, trabajaba como economista en Gijón cuando decidió regresar a su pueblo y hacerse cargo del legado familiar. Hoy es el titular de una explotación con 270 vacas de leche y propietario de seis apartamentos rurales que ha habilitado en una casona con casi dos siglos de historia.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies