NoticiasPrincipal-destacada

Los medios de comunicación de Asturias, los nuevos aliados contra el declive y la soledad del mundo rural

By 22 marzo, 2019 No Comments

Tras décadas casi en silencio, el mundo rural ha vuelto a ser portada de prensa, radio y televisión. La aparición de una nueva literatura surgida al rescate de la España despoblada y vacía ha puesto de moda a los pueblos del país que hasta ahora sólo ocupaban páginas de sucesos (incendios y accidentes). Pero, sin obviar problemas tan preocupantes como el despoblamiento y el envejecimiento, el mundo rural reclama  un nuevo discurso mediático que apele al orgullo de ser rural; que ponga en valor la vida de los pequeños pueblos y que visualice a los que nunca se fueron, a los que regresan y a los que nunca estuvieron y ahora están porque han elegido este modo de vivir y trabajar. Esos son algunos de los mensajes que la Red Asturiana de Desarrollo Rural y los once Grupos de Desarrollo Rural pusieron sobre la mesa en el Encuentro que hoy mantuvieron con periodistas que se ocupan de la información rural.

La intención de READER al organizar por primera vez en la región una Jornada con los medios de comunicación ha sido presentar un mundo rural que huye del lamento por los territorios ya perdidos, o a punto de desaparecer o la queja constante contra los políticos porque el medio rural no está en sus agendas. No puede ser que sólo el discurso del vacío y la desolación del mundo rural tenga eco en los medios de comunicación. Asturias, como el resto de España y Europa, quiere escribir un nuevo discurso que invoque las bondades del medio rural (tranquilidad, paisaje, patrimonio cultural, estilo de vida saludable, soberanía alimentaria o cercanía entre vecinos), y sobre ellas presentar un escenario en el que hay grandes y únicas oportunidades para vivir y trabajar.

La Jornada Las Ayudas LEADER en los medios de comunicación, organizada por READER, ha sido inaugurada por el Presidente de READER, Belarmino Fernández Fervienza, que auguró un día especialmente intenso e importante para todos. Los Grupos de Desarrollo Rural no sólo celebraban, con la firma de los convenios, un incremento de casi 32 millones a la Estrategia LEADER, sino que además por primera vez mantuvieron un encuentro con los medios de comunicación, a los que se pidió su apoyo, colaboración y complicidad para ofrecer una imagen rural más dinámica y menos desoladora, tal como dijo el Presidente de READER. 

A renglón seguido, tomó la palabra el Responsable de Medio Rural de Caja Rural de Asturias, Javier Nievas Andrés. Agradeció la celebración de esta Jornada porque, sin duda, los medios de comunicación son la herramienta «más eficaz e indispensable» para promocionar y dar a conocer un mundo rural con oportunidades de futuro. Tal como dijo, «no creo que la comunicación sea magia; pero no comunicar o comunicar mal puede tener un efecto nocivo sobre estos territorios». 

La intervención de la Directora de Desarrollo Rural y Agroalimentación, María Jesús Aguilar Menéndez, puso fin al acto de inauguración antes de dar paso a la mesa redonda de los periodistas. La Directora quiso, en primer término, felicitar a quién tuvo la ingeniosa idea de organizar un encuentro de estas características pues «los medios de comunicación han de ser siempre nuestros aliados para visualizar el medio rural, a sus emprendedores y emprendedoras y a sus gentes». María Jesús Aguilar explicó que, en ningún caso, se debe renunciar a hablar de despoblación, vacío, soledad o envejecimiento rural; pero también hay que contar y hablar sobre emprendimiento, servicios públicos, calidad de vida; y en este sentido agradeció el esfuerzo que «a mí personalmente me consta que hacen a diario los periodistas y corresponsales locales «.

La Directora dijo saber de primera mano las dificultades que estos profesionales tienen para que su información no se quede exclusivamente en el ámbito local. «Sé muy bien lo que os cuesta que vuestras noticias aparezcan en las ediciones o en los informativos regionales», subrayó María Jesús Aguilar. Pero aún así, «os invito a que descubráis esos nuevos proyectos, esos nuevos emprendedores porque detrás de cada uno de ellos vais a conocer una historia de valentía, fuerza y pasión». Con máxima prudencia y extremada sensibilidad con los periodistas, la Directora de Desarrollo Rural pidió más esfuerzo, si cabe, «del que ya hacéis para descubrir ese nuevo mundo rural, darlo a conocer, ofrecerle visibilidad a toda la sociedad; os necesitamos como aliados porque nadie como vosotros para ser la voz del pueblo». 

Inaugurada la Jornada se dio paso a la celebración de una mesa redonda sobre el papel de LEADER en los medios de comunicación asturianos. Moderada por el Gerente de READER, el también periodista de profesión Luis Miguel Rebustiello, participaron en la misma: Javier G. Caso, corresponsal de la TPA en la comarca del Oriente de Asturias, Darío Martínez, periodista de Onda Cero Luarca, Demelsa Álvarez Rodríguez, periodista y corresponsal de La Nueva España en el suroccidente asturiano y Fernando Romero, editor de los periódicos La Voz del Trubia y La Información del Bajo Nalón. 

Luis Miguel Rebustiello empezó explicando que, cuando se pensó en organizar una Jornada sobre el medio rural y los medios de comunicación, necesariamente tenían que participar en la misma los y las corresponsales; es decir, el profesional que mejor conoce el paisaje y paisanaje de estos territorios. A ellos y ellas el Gerente de READER les dedicó unas cariñosas palabras de reconocimiento por «su compromiso con los pueblos, con sus vecinos, con sus paisajes y sobre todo, con la esperanza de estos territorios». Luis Miguel Rebustiello agradeció el trabajo, el esfuerzo y la dedicación de estos cronistas, a los que animó a que sigan visualizando la realidad de los pequeños municipios de la región.

La primera cuestión a debatir era de carácter obligado: ¿Los medios de comunicación conocen a los Grupos de Acción Local? ¿Los periodistas saben, además, qué es la estrategia LEADER? 

Javier G. Caso: «Sí que conozco los Grupos de Acción Local; pero son los emprendedores los que más interés  despiertan a los medios de comunicación; dándose el caso de que muchas veces  llegamos al GAL a través de los beneficiarios de las ayudas LEADER». Sobre la estructura de un grupo y su funcionamiento, este corresponsal admite que a veces la información que llega o que directamente se conoce es «demasiado farragosa«.

Darío Martínez: El famoso locutor del occidente dice conocer estas ayudas casi desde el momento que Europa las aprobó para dinamizar las zonas rurales. Dice saber cómo funcionan y cómo ha cambiado el territorio desde que recibe estas subvenciones. Y sobre todo, conoce y reconoce el valioso trabajo de empuje y arranque de los Grupos de Acción Local en las zonas rurales, especialmente las más desfavorecidas, como el occidente asturiano.

-Fernando Romero: Cualquier periodista que trabaja en el medio rural necesariamente ha de conocer los Grupos de Desarrollo Rural porque, entre otros motivos, son «fuente de información de primera mano«. El cronista rural «tiene que saber no sólo cómo funcionan estas asociaciones en el territorio, sino además la relación de proyectos que aprueban para las comarcas».

Demelsa Álvarez: En su caso particular dice tener una buena relación con las gerencias de Alto Narcea Muniellos y Valle del Ese Entrecabos, comarcas de su ámbito de trabajo; «y de su parte siempre recibo información que en muchos casos es una noticia importante». Y, además esta periodista valora otras actividades (congresos, talleres, cursos) que organizan loa GAL con «contenidos muy relevantes y conclusiones muy interesantes para las comarcas, y de los que nosotros nos hacemos eco en nuestros medios de comunicación».

A tenor de sus respuestas, Luis Miguel Rebustiello se congratula de «la buena imagen» que los periodistas dicen tener de los Grupos de Desarrollo Rural y de la labor que estos realizan en los territorios. A renglón seguido, el moderador pregunta si la información rural y local tiene presencia en la región; o dicho con las palabras de quien fue periodista durante décadas: ¿Cuesta vender una noticia estrictamente local en las redacciones de Oviedo?

Demelsa Álvarez: La periodista de La Nueva España admite esa dificultad reconociendo que en la mayoría de los casos esa información se queda en las ediciones locales a pesar del empeño que a veces se pone en lograr un hueco en la portada, o en las páginas centrales de Asturias, a dónde sólo llegan «los sucesos y los incendios«. Pero esa falta de visibilización del medio rural no sólo se detecta en la prensa, o en la radio, «también en el cine, en las series de televisión». Y esa falta de arraigo a lo rural a nivel global provoca que «los jóvenes quieran irse«; de ahí la necesidad de «volver a las raíces». 

Fernando Romero. El veterano periodista denuncia que los medios de comunicación de esta región «siempre han discriminado al medio rural«; centrando toda su información en el área metropolitana de la región. De hecho, asegura que «sólo se acude a las zonas rurales en busca de noticias y reportajes negativos relacionados con sucesos, accidentes e incendios«. A su juicio, es un «gran error» porque Asturias es eminentemente rural; y este carácter irá aumentando a la vista del desmantelamiento de la minería y otras industrias. Además, el editor del periódico La Voz del Trubia asegura que, contra el criterio regional, el mundo rural genera mucha información que cada día capta más interés y más lectores.

Darío Martínez: El locutor de Onda Cero comparte con sus compañeros que las noticias locales sólo trascienden al ámbito regional cuando se trata de una catástrofe, como un incendio, o un accidente en la mina o en el mar. Pero desde su emisora Darío Martínez se hace eco de toda la información local, incluidas las convocatorias de ayudas, subvenciones u otro tipo de información de interés para la población de la comarca. En su caso particular, dice además estar «muy limitado por el tiempo que ofrece la radio». Y acaba diciendo que «ojalá pudiéramos hacer más de lo que ya hacemos; pero es lo único que podemos hacer y se nos permite».

Javier G.Caso: TPA, tal como informa este corresponsal, ha puesto en marcha un programa denominado «concejo a concejo» dentro de los informativos que está permitiendo ofrecer más visibilidad al medio rural; y en este caso, «a nosotros sí se nos pide historias humanas que permitan marcar la diferencia con la actividad política o con la actividad del centro de la región». Pero el despoblamiento también ha afectado a la información. Según cuenta Javier G. Caso, «cada vez cuesta más encontrar esas historias porque los pueblos se van despoblando y quedando vacíos».

Incendios, accidentes o cualquier otro tipo de suceso son las únicas informaciones que llegan a las ediciones o informativos regionales. El resto de las noticias raramente trasciende más allá de la comarca. 

La aparición de varias publicaciones relacionadas con la despoblación, o la llamada España vacía parece haber devuelto cierto interés por el medio rural. El moderador pregunta si ellos, como corresponsales locales, perciben que el mundo rural interesa al lector, oyente o espectador. ¿Las historias singulares que no necesariamente tengan que ver con el vacío o la soledad rural logran captar vuestra atención?

-Demelsa Álvarez: «Sí interesan las noticias singulares, como por ejemplo la historia de un holandés que esté viviendo en Tineo. Pero no son fáciles de encontrar. No son informaciones que te llegan vía email o nota de prensa. Hay que buscar y no siempre un corresponsal dispone de tiempo y recursos. Es cierto también que tenemos que informar a diario y eso nos obliga a caer en la rutina habitual».

Fernando Romero: Un periodista local “no puede quedarse en la redacción como si lo puede hacer un periodista de Oviedo a cuya redacción llegan las noticias vía convocatoria de prensa, nota de prensa, etc». Pero también es cierto que “nuestro territorio es amplio y diverso y no podemos estar en todas partes. Pero también ocurre que cuando acudes a un concejo «siempre vuelves con tres o cuatro noticias«. Pero con la precariedad que dice vivir este oficio, «cada vez somos menos periodistas cubriendo el territorio y cada vez más debemos recurrir a las notas de prensa que, por otra parte, despersonalizan la información».

Darío Martínez: «Se acabaron los tiempos del buen periodismo«, asevera este veterano periodista del occidente, debido básicamente a los recortes de medios personales en los medios y a la aparición de las nuevas tecnologías de la información. Con cierta decepción y nostalgia, el locutor  denuncia que las redes sociales, por ejemplo, “nos han apartado a los periodistas porque ahora cualquiera puede publicar una noticia”. Además, «ya no existe la cercanía que había antes entre el periodista y sus fuentes de información«.

Javier G. Caso: El periodista del oriente dice compartir todo lo dicho hasta ahora por sus compañeros y compañeras. Al vacío de los pueblos se le añade las redes sociales que, según explica, parecen tener mayor credibilidad y fidelidad que los medios de comunicación. De ahí que Javier G. Caso plantee que no aún no es demasiado tarde para retomar las prácticas iniciales del periodista: «pisar el territorio, recuperar la cercanía de la gente».

La presencia de las redes sociales ha cambiado la dinámica y la labor de todos los periodistas. Debate en el que los cuatro corresponsales siguen hablando y excepto el caso de Fernando  Romero que sí las considera una fuente de información “indispensable y necesaria”, los demás admiten que no desechan esa información; pero siempre tratada “con mucho rigor y profesionalidad”.

Se acabaron los tiempos de hacer buen periodismo. Las redes sociales han apartado al periodista. Hoy cualquiera publica una noticia y el público le da tanta credibilidad o más que a un profesional.

Retomando el asunto más importante que ocupa e interesa en esta mesa, Luis Miguel Rebustiello plantea cómo pueden READER y los Grupos de Desarrollo Rural tener más presencia en los medios de comunicación de Asturias. Ellos mismos han admitido al inicio de la presentación que los GDR son una fuente de información a tener en cuenta por cualquier periodista de una comarca rural; pero la realidad se percibe de forma diferente. Dicho esto, el moderador plantea directamente ¿cómo podemos llegar a vosotros?

Demelsa Martínez: La periodista del occidente admite que “más que una relación de datos y cifras” lo que el periodista busca a veces es una “información más humana y personal”. Y en este sentido recordaba las palabras de la Directora General de Desarrollo Rural cuando les animaba a descubrir que detrás de cada ayuda, de cada expediente o de cada proyecto hay una historia de sacrificio, fuerza, valentía y pasión. Y eso es precisamente lo que la corresponsal de La Nueva España en el occidente dice buscar en su comarca.

En este apartado, irrumpe el moderador proponiendo que quizá sería también acertado que el periodista también acudiese al grupo de desarrollo rural; es decir, que haya una comunicación en las dos direcciones.

Dario Martínez: Ante los escasos medios personales y materiales de los que se dispone actualmente en las delegaciones y emisoras locales, Dario Martínez admite que no siempre se puede atender o cubrir todo lo que se quisiera. Pero a la vista de la situación que vive el medio rural, y con el ánimo de ofrecer una información menos negativa, quizá es el momento de contar con los GDR como se hace, por ejemplo, con los ayuntamientos u otro tipo de asociaciones asentadas en el territorio.

-Fernando Romero: La presencia de las noticias LEADER en los medios de comunicación tiene a veces “mucho que ver con las gerencias”.  Desde su experiencia, “no todas funcionan de la misma manera”. Y en todo caso, sí recomienda traducir el lenguaje de la Administración para llegar a más público.

-Javier G. Caso: Admite que no tiene a los Grupos de Desarrollo Rural dentro de sus fuentes de información; pero sí ha publicado noticias que, procedentes de estas asociaciones, resultaron ser «muy relevantes para las comarcas rurales«. Por tanto, quizá también ellos deban «estar en nuestras agendas».

Obligada cuestión también a abordar en un debate con periodistas locales y rurales. Desde su ámbito profesional, cómo ven estos periodistas la despoblación. ¿Es un fenómeno imparable? dice Luis Miguel Rebustiello.

Javier G. Caso: «Yo personalmente lo veo con temor y preocupación». Los pueblos han mejorado su aspecto, las casas se han embellecido, «pero cada vez hay menos vecinos«. Y esa es, al menos, «la realidad que se vive y percibo en la comarca del Oriente de Asturias».

-Dario Martínez: Tal como dijo Javier, despoblación «es pánico y preocupación». Desde finales del siglo XIX, es un fenómeno «imparable». Es cierto que el medio rural presenta ahora un aspecto distinto, más cuidado, más bello, casas restauradas, pero «son pueblos sin vida, pueblos sin alma». Y por más que digan y hagan los políticos «personalmente no veo ninguna solución para frenar la despoblación».

-Fernando Romero: En los pueblos no hay gente porque «ni hay empleo, ni tampoco buenos servicios»; y sin esas condiciones «nunca volveremos a echar andar el medio rural». Por ello los Grupos de Desarrollo Rural y las ayudas LEADER son «una herramienta necesaria e indispensable para mantener la actividad económica». En su opinión, «el tiempo se agota y si no se interviene ya entonces sí estaremos ante un declive y un vacío irreversible». 

-Demelsa Álvarez: Despoblación es hablar del suroccidente asturiano. Despoblación es no tener acceso a internet, a la telefonía móvil. En estos momentos vivir en el medio rural es «puramente vocacional porque casi nada resulta fácil».

¿Tan negro es entonces el futuro de los pueblos de Asturias? pregunta Luis Miguel Rebustiello.

Javier G. Caso: El periodista subraya que «habría futuro si las condiciones fueran otras». A día de hoy «no es fácil convencer al que se ha ido que vuelva; por ejemplo, al que se ha ido a estudiar fuera, ¿qué le ofreces para que regrese?

-Dario Martínez: El locutor de Onda Cero dice lamentar su pesimismo; pero aún habiendo oportunidades casi nadie regresa; advirtiendo además que «los que estamos en las zonas rurales cada vez somos menos». 

-Fernando Romero: «Yo, en cambio, sí creo que el futuro de Asturias pasa por el medio rural». Un futuro que, según explica, no debe ir necesariamente ligado «a la actividad agrícola y ganadera». Este editor, con una larga experiencia profesional en la región, advierte que «la cultura urbana está invadiendo a las nuevas generaciones y seduce mucho más trabajar en Silicon Valley que en una explotación de arándanos en el Bajo Nalón». Por ello, según su opinión, es tan importante la labor de padres y profesores para enseñar y crear arraigo en el mundo rural.

Antes de terminar, y a la última pregunta del Gerente de READER sobre la figura del alcalde; los cuatro periodistas coinciden que es una de las piezas «más importantes del mundo rural»; pero también «hay que hacer piña junto a los alcaldes para encauzar los problemas, especialmente para una administración cuyos recursos no cubren en ningún caso las necesidades». 

Como periodista veterano, Luis Miguel Rebustiello propone despedir este encuentro con un titular de cada uno de ellos.

¿Cuál ha sido el titular que nos propusieron?

Javier G. Caso: «El medio rural es una gran oportunidad pero necesita innovación».

-Dario Martínez: «El medio rural podría existir si hay complicidad de todos».

-Fernando Romero: «El medio rural es el futuro de Asturias».

-Demelsa Álvarez: «El medio rural necesita actualizarse«.

Concluye Luis Miguel Rebustiello agradeciendo una vez más su presencia en este acto, y ofreciendo él mismo, como periodista que también ejerce, su propio titular: «El medio rural os necesita a vosotros». 

La segunda parte de la Jornada organizada por READER contó con la presencia de dos de los escritores de la nueva literatura rural: Virginia Mendoza y Emilio Gancedo. 

La periodista, escritora y antropóloga de Valdepeñas fue presentada por el responsable de Comunicación de la Red Española de Desarrollo Rural (REDR), el también periodista Diego Pontones. De Virginia Mendoza destacó su especial sensibilidad con el medio rural; y animó a todos los profesionales de los medios de comunicación que asistieron al acto a «visualizar LEADER tras probar que es uno de los instrumentos mejor valorados actualmente en el medio rural». 

Virginia Mendoza que, acompañó toda su conferencia con imágenes de su libro «¿Quién te cerrará los ojos» e innumerables anécdotas y episodios vividos durante su travesía por lo que ya viene a denominarse La España vacía, empezó explicando que hasta bien hace poco nadie hablaba del mundo rural excepto para contar sucesos y tragedias; pero ahora «temo que estamos poniendo de moda la despoblación rural». Y aunque admitió no compartir esta nueva tendencia periodística, «si podemos aprovechar esta puerta abierta para tratar el medio rural desde otro enfoque». Pero, ¿cómo hacerlo? ¿cómo contar la historia de Emilio y su madre en un medio generalista? ¿cómo romper ese vínculo de rural y pobreza; o de rural y paleto?. Estas fueron algunas de las cuestiones que puso sobre la mesa la joven periodista. Desde su experiencia, los periodistas estamos obligados «a combatir esa imagen, a desterrar del mundo rural al paleto, al violento, al analfabeto? ¿Por qué en sucesos tan trágicos como la muerte de las niñas de Alcásser se enfatizó con tanta intensidad  en los medios el nombre del pueblo? Este es uno de los problemas más importantes a abordar y resolver cuando tratamos determinadas noticias: «el suceso no puede aparecer tan estrechamente vinculado a la vida rural dando a entender que este tipo de tragedias no suceden en la ciudad». Afortunadamente, Virginia Mendoza cree que en este sentido los profesionales sí estamos cambiando. ¿Quién recuerda donde asesinaron al niño Gabriel o a la profesora Laura? 

A su juicio, la sociedad debe saber que las personas viven en el medio rural «porque así lo han decidido ellos». No estamos ante «héroes» y esa imagen «no sólo no convence, sino que en algunos casos ofende a los propios protagonistas».  Y si han aparecido libros sobre despoblación y medio rural es porque las historias y los testimonios que en ellos se relatan no han encontrado espacio en ningún medio de comunicación.

En opinión de la autora de ¿Quién te cerrará los ojos? es también muy importante que los profesionales incidan en «el arraigo» . Más allá de la despoblación, Virginia Mendoza enfrentó cada historia que conoció y vivió personalmente «porque a mí me interesaba saber por qué esa persona vive en este entorno y qué puedo aprender de ella». Por tanto, el propósito es crear una imagen positiva del medio rural sin en ningún caso tampoco idealizarlo; pero tampoco hablar únicamente de despoblación o crímenes. La escritora, como la mayoría de los periodistas que trabajan en el medio rural, explicó que ha conocido a personas que, por decisión exclusivamente personal, se ha instalado en un pueblo prácticamente vacío y ha montado su negocio allí. Y eso, «en ningún caso es un drama«, advirtió la periodista. Por eso y para concluir su intervención, frenar la despoblación podría empezar por contar todo lo bueno que tiene el medio rural español.

Quién mejor que Ceferino Vallina, Decano del Colegio Profesional de Periodistas de Asturias, para presentar al siguiente conferenciante cuya intervención cierra esta Jornada con los medios de comunicación. Aprovechó el periodista asturiano para subrayar el significado de un encuentro de estas características donde también alcaldes, técnicos y políticos han podido conocer de primera mano el oficio de ser corresponsal en una comarca rural; las dificultades a las que a veces se enfrentan estos profesionales y el interés y compromiso de estos por sus territorios. Sí dijo Ceferino Vallina que a los espectadores, lectores y oyentes les interesan las historias humanas, y especialmente las que «hoy ha venido a contarnos Emilio Gancedo, periodista de El Diario de León». 

Con un excepcional sentido del humor, Emilio Gancedo arrancó su intervención diciendo ¿yo qué quise hacer? yo quise pararme en este mundo loco en el que estamos todos… para hacer un proyecto no tanto sobre despoblación, como sobre recuperación de aquellos valores que percibo que estamos perdiendo en el mundo actual y que tienen que ver con el mundo rural y la humanidad. En  esta sociedad, advierte el autor del libro Palabras mayores, todo va tan rápido que, a veces, «es bueno pararse y echar la vista atrás para recuperar lo importante que hemos perdido». Y con el buen ánimo de encontrar esos valores, Emilio Gancedo emprendió un viaje por toda España «buscando a personas muy representativas, muy singulares de cada territorio, personas de las que se aprende mucho en pocas horas». A «esa otra gente» a la que, según el periodista, «este país le debe todo» porque «el medio rural nos lo ha dado todo». Y, en cambio, ¿qué ha hecho la ciudad? Darle la espalda al campo.  Por eso, Emilio Gancedo dice que «yo quería rescatar esos valores y esas historias que nos han hecho como somos». 

Y en este viaje por la memoria, el escritor leonés ha descubierto que ellos hablan «desde la afectividad y desde el sentimiento». A su juicio, y a pesar de que algunos ni siquiera han ido a la escuela, o apenas han leído a lo largo de su vida, «son verdaderos narradores y contadores de historias, auténticos novelistas que cuentan y relatan como nadie más sabe hacerlo». Son historias que, tal como él mismo confiesa, «a mí me han tocado el alma». A través de cada una de estas historias, Emilio Gancedo también ha buscado dar carácter y significado al territorio. Historias de gente con palabra que se cuenta riendo lo que se ha vivido llorando. 

Tras las dos excepcionales conferencias de estos dos escritores y periodistas concluye la jornada con una breve intervención del Presidente de READER y la Consejera de Desarrollo Rural y Recursos Naturales. Belarmino Fernández Fervienza que agradeció a todos los presentes su asistencia a una jornada «emocionante e interesante». María Jesús Álvarez felicitó a READER por la organización de este encuentro, pues según dijo, «es muy importante comunicar lo que se hace y comunicarlo bien». A juicio de la consejera, «la información que llega del campo en el momento actual no es suficientemente precisa» pues, según explica, «hay siempre un foco mediático sobre lo negativo». La consejera no niega los problemas en el medio rural «pero también hay capacidad, creatividad, empleo y una forma de entender la vida que no llega» y como responsable política del área «a veces siento verdadera pena de ver siempre ese mensaje en negativo». Por tanto, María Jesús Álvarez propone que «nos detengamos a pensar un poco en todo esto y abordemos también una mejor estrategia de comunicación que no esconda los problemas; pero debemos ofrecer más confianza a nuestro medio rural que tiene proyecto, músculo y ganas.» 

A continuación os dejamos a vuestra disposición las grabaciones de los distintos actos celebrados a lo largo de esta Jorngada: 

  • INAUGURACIÓN.
    • Intervención del Presidente de READER, Belarmino Fernández Fervienza.
    • Intervención del Responsable de Medio Rural de Caja Rural de Asturias, Javier Nievas Andrés. 
    • Intervención de la Directora General de Desarrollo Rural y Agroalimentación, María Jesús Aguilar Menéndez.
  • MESA REDONDA: «EL LEADER EN LOS MEDIOS ASTURIANOS». Visualizar aquí. 
  • La comunicación rural (LEADER) en las grandes ciudades. Virginia Mendoza Benavente. Escritora, periodista y antropóloga. Autora del libro «¿Quién te cerrará los ojos» Historias de arraigo y soledad en la España Rural». Visualizar aquí. 
  • La despoblación de los territorios LEADER en el medio rural de España. Emilio Gancedo. Periodista y autor del libro «Palabras mayores. Un viaje por la memoria rural». Visualizar aquí.
  • Clausura de la Jornada. Visualiza aquí. 

NOTICIA E IMÁGENES DE LA RED ASTURIANA DE DESARROLLO RURAL.