Nicolás Llamazares no tiene ningún vinculo familiar con la pesca, excepto su pasión por el mar. Hace años compró una pequeña embarcación en el puerto de Cudillero y desde entonces se dedica a faenar en el Cantábrico. Sin embargo, y sabiendo de la inestabilidad de su oficio, se ha decidido a diversificar construyendo unos apartamentos rurales en Oviñana.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies